Molinos de viento: cómo hacer un aerogenerador casero - Energías Renovables - Molinos de viento: cómo hacer un aerogenerador casero

Fabrica tu propio molino de viento o aerogenerador casero y obtén energía verde y limpia

 

Resulta un tanto curioso que en plena era de la tecnología avanzada, donde vemos a las turbinas de viento como gigantes de la energía renovable, podamos considerar la remota posibilidad de construir nuestro propio molino de viento casero o aerogenerador casero (si, si, te lo digo en serio).

Anuncios

No es que las turbinas eólicas de alto calibre no sean impresionantes en su eficiencia, pero aún así, la idea de fabricar un aerogenerador con nuestros propios medios, utilizando materiales sencillos y económicos, puede tener su encanto y también puede convertirse en un desafío personal.

Claro está, no esperemos que tal invento casero reemplace por completo el consumo energético de una vivienda cualquiera, pero sí es posible que contribuya a disminuir los gastos en la factura de electricidad, a la vez que añadimos nuestro granito de arena en la protección del medio ambiente.

Contenido
  1. Materiales que vas a necesitar para producir tu propio energía eólica casera
  2. Pasos para construir aerogenerador casero

Materiales que vas a necesitar para producir tu propio energía eólica casera

Antes de ponernos la ropa de faena en, deberíamos hacer un repaso de los materiales necesarios. Entre ellos se encuentran un generador, una turbina, un motor, aspas, un timón o una veleta, una estructura de soporte, varias baterías, y, naturalmente,  herramientas adecuadas para montar todo estos 'ingredientes'.

Pasos para construir aerogenerador casero

El proceso de construcción de un molino de viento casero para generar energía eólica es más fácil de lo que podrías imaginar. Esta tradición de aprovechar el viento como fuente de energía no es nueva; de hecho, se remonta a tiempos ancestrales. Sin embargo, requiere cierta habilidad manual, especialmente en áreas como la carpintería, la metalurgia (no vamos a forjar a fuego, no) y la electricidad.

Necesitarás, entre otras cosas, un generador, diseñar y construir las aspas, un timón para orientarse con el viento, una base o torre, y baterías. Posiblemente, el mayor reto lo encuentres en el diseño de las aspas: estas deben ser resistentes y estar bien formadas para captar la energía eólica de manera eficiente. Una solución práctica podría ser el uso de tuberías ABS, que se cortan y se liman los bordes para formar tres palas que vamos a necesitar para nuestro aerogenerador.

Después, se ensamblan las palas al motor, y se conecta este conjunto a un generador eléctrico, que bien puedes fabricar a partir de un motor reciclado o comprar uno a un precio asequible. Ojea alguno en las grandes superficies que todos conocemos (como el especialista en bricoloje del triángulo verde). La clave está en optar por un motor de baja revolución pero alta tensión.

Al instalarlo en una base, no olvides añadir una veleta o timón para la orientación y asegurarte de que la turbina pueda girar libremente con el viento. Puede ser útil almacenar la energía generada en baterías o, si lo prefieres, conectar tu molino al sistema eléctrico de tu hogar, aunque esto último puede requerir la ayuda de un profesional.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *